.LAS LEGIONES DE JULIO CÉSAR

FORO DE DEBATE

 

Debate: GRANDES CAUDILLOS. Parte III. (63 mensajes).

 

24-04-02.De: Joaquín Acosta. Parte I. En esta ocasión, mi mensaje va dirigido a todos mis conmilitones macedonios, quienes haciendo gala de un elevado conocimiento histórico, han ubicado a Alejandro Magno en un honrosísimo segundo lugar en el listado de votación de esta web, sólo superado por César como mejor general de la antigüedad. A estos hermanos espirituales, quienes han superado tantos paradigmas milenarios, los cuales finalmente obedecen a un espíritu chauvinista y racista (me refiero a la errada creencia de que los persas y asiáticos son inferiores a los griegos, y éstos a su vez son inferiores a los romanos, tal y como lo “demostraron” Pidna y Cinoscéfalos), mis más sinceros sentimientos de felicitaciones, y comentarles que considero que desde el Olimpo, al lado de César y demás grandes caudillos, nuestro héroe macedonio debe estar altamente emocionado, al saber cómo tantos esfuerzos, dolores, incomprensión y penurias afrontadas, finalmente tienen su recompensa en el seno de esta familia forista. Así mismo, advertirles que la lucha no se ha definido, pues sólo un voto garantiza el sitial de honor que Alejandro goza dentro de “Las Legiones de César”. Obviamente, la percepción general es que el macedonio fue mejor estratega que táctico, tal y como acontece con César, (quien igualmente perdió el campeonato en táctica por un solo voto), e inclusive con el gran Escipión. Correspondió a Aníbal la corona de laurel en táctica. Y concuerdo con la mayoría de conmilitones, en reconocer el inmenso genio táctico que exhibió el púnico. Pero ya que la justicia se verificó al momento de reconocerle al macedonio su genio estratégico, creo conveniente hacer énfasis en los méritos tácticos del general favorito de Aníbal (es decir, de Alejandro). Cierto que Aníbal consiguió siempre (excepto en Zama y contra Marcelo) aniquilar casi por completo al enemigo, a diferencia de Escipión, César o Alejandro. Pero, ¿será que Escipión, César, y especialmente Alejandro, pretendían lo que Aníbal en Italia, en cada una de sus batallas? Los objetivos diplomáticos y políticos de cada uno de estos generales eran diferentes a los del púnico. Me atrevo a considerar, que a diferencia de Aníbal, Alejandro no pretendía llevar a su enemigo a la desesperación, sino por el contrario, a menguar su voluntad de resistencia mediante maniobras y gestos “caballerescos”. Obvio que Aníbal también exhibió caballerosidad, qué duda cabe al respecto. Pero a la hora de concebir sus batallas, el púnico jugaba a aniquilar al ejército de turno.

24-04-02.De: Joaquín Acosta. Parte II. El macedonio, César o Escipión, tenían otros intereses: que los guerreros que se le enfrentaban en determinado momento, en el  futuro se pasaran a su bando. Por esto, en las diferentes batallas planteadas, permitían que los soldados derrotados escaparan, pues se saca más provecho de un derrotado vivo que de uno muerto (los cadáveres no pagan impuestos ni prestan servicio militar y sí se convierten en mártires a vengar). Por otra parte, como ya lo insinué anteriormente, no es lo mismo enfrentarse a generales como Flaminino, Sempronio o Varrón, que a jefes competentes como Pompeyo y Labieno, o Memnón de Rodas, Timondas o Nabarzanes en el caso del macedonio, pues como ya se dijo en el correspondiente apartado de esta web, Darío sólo ejercía el mando nominal, mientras que subalternos más competentes diseñaban los planes estratégicos y de batalla. Ya un español genial como es el caso de Don Fernando de Aragón, supo valorar los méritos bélicos del macedonio. Federico Jiménez Losantos, cuenta que el rey católico ”tenía como divisa «Tanto monta», inventada por Nebrija en recuerdo de Alejandro Magno, que se encontró con el célebre yugo atado con una soga y cuyo nudo debía desatar el que pretendiera la conquista de Oriente. Alejandro no se entretuvo y lo cortó con un tajo de su espada. El gesto retrata bien la decisión de Fernando, pero Maquiavelo lo tomó como modelo para El Príncipe porque su astucia era mayor que su audacia…” Que un genio como este rey, que cimentó la grandeza de España lo reconozca, debe pesar mucho a la hora de elegir entre la bolsa de candidatos. Así mismo, creo que en lo referente a la edad moderna, la contundente victoria de Gonzalo Fernández de Córdoba, en táctica inclusive, se debe a que este gran capitán ibero manejó combinadamente la infantería, la caballería y la artillería, y supo mover hábilmente a sus tropas y llevar al enemigo al terreno que había elegido como más favorable, revolucionando la técnica militar mediante la reorganización de la infantería en coronelías (embrión de los futuros tercios). Lo mismo se puede decir de Alejandro. ¿Cómo es eso? Los piqueros del gran capitán equivalen a los falangitas macedonios y sus sarissas, los rodeleros españoles a los hipaspistas o Argidáspidas (“Escudos de Plata”), los arcabuceros y ballesteros a los arqueros cretenses y honderos de Rodas, y ambos comandantes supieron valorar y emplear magistralmente en el campo de batalla la caballería y la artillería, el uno con cañones y el otro con catapultas y balistas. ¿Necesito decir más? Aníbal casi igualó a Alejandro en el empleo de la caballería, pero se quedó corto en artillería. Respetuosamente, considero que a la hora de definir las preferencias tácticas en la antigüedad, sería interesante tener en cuenta las preferencias de los genios militares iberos. Saludos.

25-04-02.De: José I. Lago. Sobre la votación de los mejores generales, he de decir que el nuevo sistema de votación ha removido bastante la cosa. En realidad, la votación debería titularse ¿Cuál fue tu general preferido? para no caer en la soberbia, pecado capital y bastante molesto de llevar. Es evidente que porque lo digan los intrépidos legionarios de esta página web tal o cual general no va a ser el mejor y que en una página web titulada Las legiones de Julio César pues es también evidente que el resultado de la votación, al menos en el primer puesto, no sería la misma que en una web titulada La falange de Alejandro Magno. Sin embargo, hay cosas muy curiosas que quiero comentar en este debate. En los tres primeros puestos de la votación hay tres generales de la Edad Antigua, sin duda la más dada a la creación de imperios y civilizaciones. Estos tres generales, César, Alejandro y Aníbal son, junto con Napoleón, los más famosos caudillos de la Historia y los más estudiados, ya que sus hazañas son gigantescas en todos los sentidos. Al ser ésta una página web dedicada a la Historia Antigua, es lógico que su parroquia sea más proclive a los generales de esa edad histórica concreta, y como, encima, es una página web destinada al público de habla hispana, pues está claro que las simpatías por el corso no son muy abundantes, ya que en España aún colean las salvajadas que los "hijos de la Revolución" perpetraron en la terrible Guerra de la Independencia. Pues bien, de entre los tres primeros, César, Alejandro y Aníbal, hay algo que destaca enormemente, y es que Aníbal, que gana en votos tácticos a los otros dos, tiene muy pocos votos estratégicos, a diferencia de César o Alejandro. La batalla de Cannas es la que catapulta (merecidamente) al púnico al Olimpo, pero sin embargo, que perdiera la guerra como la perdió le resta los necesarios votos estratégicos. Entre los comentarios recibidos con los votos se destaca que César y Alejandro además de conquistar "crearon" un mundo nuevo, algo que también hizo Napoleón, por lo que al hablar de los "tres grandes de la Historia" se les mencione a ellos como algo más que generales, como motores de la Historia, hombres que transformaron la realidad, verdaderos ciclones, aún en el caso de Napoleón, que final y felizmente fue derrotado. Sin duda es esa característica "transformadora y creadora" la que los situa muy por encima del resto.

25-04-02.De: José I. Lago. Respuesta a Joaquín Acosta. Efectivamente, amigo Joaquín, Tu amigo macedonio es uno de los personajes más admirados de toda la Historia, y méritos le sobran para ello. César mismo le consideraba el más grande conquistador, como todos los hombres de la Antigüedad (excluyendo a tipos como Catón, por supuesto). Jiménez Losantos destacó lo del escudo de España porque en la web oficial de Presidencia del Gobierno de España había un capítulo dedicado a nuestro emblema nacional que contenía errores tremendos. Cierto es que Fernando el Católico, a quien Maquiavelo tomó como modelo para su Príncipe, admiraba a Alejandro. Por cierto, Felipe II, en la cumbre del poder español, cuando España era la potencia hegemónica mundial, cada vez que pasaba ante el retrato del Rey Católico se descubría y hacía una reverencia mientras decía: "a él se lo debemos todo". Y es cierto: a él se debió la hegemonía en Europa que más tarde se proyectó a todo el mundo. Seguro que el macedonio se siente orgulloso de tener admiradores de tanta enjundia.

29-04-02.De: Fernando Castellanos. No se trata de si mejor o peor. Se me hace que además de las habilidades estratégicas o tácticas un gran caudillo debe haber dejado huella cultural. Admiro a Atila, Gengis Kan   o similares. Pero mi pregunta es: ¿qué civilización dejaron? ¿´qué obra cultural o monumento nos recuerdan su ´paso? A veces no sólo no dejaron nada positivo sino que fueron elementos destructivos de altas civilizaciones.

29-04-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Soyyo. Parte I. Un saludo, contertulio. En lo referente a tu intervención del 24-04-02, en lo referente a Alejandro, Aníbal y César, es definitivamente cierto que “estos tres personajes vivieron en epocas distintas, con adversarios diferentes por lo que no podemos establecer una comparación de igualdad para ver cual fue mas importante…”, tal y como tú mismo lo manifestaste. Y es que una cosa no es ni siquiera exactamente igual a sí misma (tú no eres exactamente igual a como eras en el pasado, y seguirás cambiando en el futuro, como todo lo que ha sido, es y será). Sin embargo, esta realidad no impide sacar algunos puntos comunes entre determinados episodios históricos, para sacar provecho de tales similitudes. ¿En qué se parece un hoplita antiguo a un granadero de la edad moderna? Y sin embargo, Federico de Prusia supo sacar provecho al esquema ideado por Epaminondas y perfeccionado por Alejandro. Si hasta Aníbal, Escipión y el mismísimo César supieron sacar provecho de las campañas de Alejandro, pese a estar en circunstancias marcadamente diferentes. Y lo mismo digo del macedonio en relación con las guerras médicas, del Peloponeso, Dionisio de Siracusa, Ciro de Persia, Epaminondas, el propio Filipo y un extremadamente larguísimo etcétera, como todos los grandes caudillos de la historia, pese a que cada circunstancia es única. Como ya lo dije en el debate de las púnicas, Escipión hizo su propia lectura de circunstancias diferentes como son las guerras habidas en Grecia, y lo aplicó a sus particulares circunstancias, obteniendo el provecho conocido de todos. Lo mismo va para las guerras púnicas y Kutúzov contra Napoleón, y Zhukov en la segunda guerra mundial. Hasta creo que Hinderburg en Tannenberg supo imitar a Aníbal, pese a estar en circunstancias tan disímiles a las del gran púnico en Italia, aunque mi admirado Satrapa1 de ninguna manera está de acuerdo con el símil entre Cannas y Tannenberg. Lo mismo va para el gran capitán, la legión y la falange, pese a hablar de tanto tiempo de distancia. Nota del moderador: éste es el mensaje que hace el número 1.000 del Foro de Debate. Gracias a todos los participantes.

29-04-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Soyyo. Parte II. Es lo anteriormente expuesto, lo que me hace creer que al menos parte del drama de capitanes como Sertorio, Carlos XII, Napoleón, Alemania en las guerras mundiales, y hasta de los generales japoneses en el siglo XX, se debe a omisiones análogas a las implementadas por Aníbal y los cartagineses, mientras que la fortuna de generales como Belisario, Saladino, el Gran Capitán, Federico de Prusia, San Martín, Bolívar, Kutúzov, U. S. Grant, Zhukov, Patton, y de naciones como Inglaterra, USA y Rusia, se debe a la adaptación de los modelos tácticos, estratégicos y políticos implementados por Alejandro, Escipión y César, pese a tratarse de circunstancias tan diferentes a lo largo de la historia. Y es que hasta en el mundo de los negocios, de circunstancias tan diferentes a las guerras antiguas, los planteamientos de Epaminondas o Escipión han servido para posicionar empresas a nivel mundial. Tengo entendido que la teoría de la “Estrategia Competitiva“, tan alabada por la facultad de Administración de la universidad de Harvard, tuvo como punto de partida los trabajos de Liddell Hart en materia de estrategia de aproximación indirecta. Así mismo, los comisionistas de Bolsa del mundo entero (no sólo de Wall Street) devoran la obra de Clausewittz, y especialmente la de Sun Tzu. Saludos.

29-04-02.De: Timur. Respuesta a Joaquín Acosta. Debates con Joaquín Acosta. Primera Réplica. Saludos cordiales. Bueno, camarada, como te veía tan proclive a César ya ni me acordaba de que considerabas a Alejandro el más grande. ¿Pompeyo carnicero? Te referirás supongo, a Pompeyo Estrabón, porque que yo sepa el Cneo aunque estuvo en infinidad de campañas, no tenía esa fama...Hombre aniquiló a 5.000 espartaquistas, pero en su campaña contra los piratas fue SUPERMAGNÁNIMO, y no hablemos de Lúculo que no permitía el saqueo por parte de sus legionarios... Los dos, si superaron los parámetros de su época. Algo no encaja en tus argumentos Acosta. En el tema céltico si te refieres a ser drástico como por ejemplo a cortar la cabeza del prisionero y a llevarla colgada de un cinturón o clavarla en un pica, es la indiosicrasia del pueblo céltico, para meter miedo al enemigo. Por otra parte tenían un carácter muy fiero con sus enemigos en el campo de batalla y no se andaban cortos con los germanos. Además metían mucho ruido (musical incluido) para meter también miedo al enemigo. Haber, veamos si de Avarico habitan unos 40.000 y yo extermino 39.500, ¿cuantos me que quedan? 500, un 1,25 % aproximadamente de supervivientes; lo correcto en  tu caso es que con uno, más que suficiente...je, je. Es broma. ¿O es que te olvidas que de vez en cuando César hacía juramentos de exterminio contra algún pueblo galo? Creo que Acosta confunde la Política Interior con la Política Exterior. Que una cosa es lo que haga en casa y otra lo que haga fuera. Veo que te tendré que poner cifras más exactas del coste humano cético: 1.000.000 de muertos, otro 1.000.000 de esclavizados, en 8 años de guerra, y con pérdidas romanas de unas 40.000 personas ppor parte de las fuerzas cesarianas, que en términos proporcionales a esa época se multiplican por...lo inimaginable (siguiendo tus consejos me sitúo dentro del contexto de la época)  y ya no digamos como dejó los bosques del país, bufff...como se pondría Greenpeace...; lo que pasó después es otra historia. En lo referente a Ciormagán tuve un pequeño lapsus a la hora de situarlo bajo las ordenes del algún Khan. Bueno, en lo de la obra de Sharaf al-Din te doy la razón, camarada...me has pillado...pero es mucho más reciente (Toma). Y en el mundo romano predomina el título de Augusto.

29-04-02.De: Timur. Respuesta a Joaquín Acosta. Debates con Joaquín Acosta. Segunda Réplica. Como discutirte tus comentarios sobre Gengis...le tengo tanto respeto que no me atrevería a ponerlo a un nivel inferior o igual a Tamerlán, que por otra parte yo no dije eso... Ya dije que Tamerlán como estadista era pésimo, pero ¡no me hurgues en la herida, camarada! Pésimo más por voluntad que por otro motivo. Además quisiera recordarte que César cometió algún que otro "numerito" de proclamarse rey con Marco Antonio (personaje muy similar a un déspota oriental. Seguramente haría de Roma un Imperio al estilo diádoco) o una política conservadora en relación con las clases altas. Eso sí, César era tenía un buen sentido del humor: "¡Te abrazo, tierra de África!" dijo cuando cayó al suelo sin querer ante sus legionarios. No veas lo que me divertí cuando lo mencionaste: ja, ja, ja...Volviendo a Tamerlán, su política de destrucción le resulto muy bien porque estuvo a punto de cargarse el Imperio Otomano y a la Horda de Oro (de hecho a esta última la dejó herida de muere), aunque es acertado tu planteamiento. Yo si dije, en mi opinión, que César era inferior a Tamerlán me refería al aspecto militar también los mismo en que superó a Gengis porque Tamerlán era un luchador nato a la hora de dirigir todas sus campañas. ¡¡Quería conquistar China a los 70 años en pleno invierno a 40º bajo cero!! Por cierto Acosta, siguiendo el tema mongol, camarada, ¿Qué opinión te merece las campañas de Iván IV "El terrible" contra los kanatos (conquistados) de Kazan (1552), Astracan (1556) y Sibir (1582)? Porque que cayeran tres de los cuatro kanatos en los que se dividió la Horda de Oro (mejor dicho 5 con la Horda de Oro incluida): Independencias de los kanatos de Crimea (1430), Kazán (1445) y Astracán (1466), en lo que respecta a el de Sibir no dispongo de datos (¿Io sabrá Acosta?), capaces de efectuar devastadoras incursiones en territorio ruso (por ejemplo el saqueo de Moscú por los tártaros de Crimea, en 1571). Chaooo.

29-04-02.De: Timur. Respuesta a los promongoles. Timur, el agradecido. Quisiera ante todo dar las gracias (snif, que emoción, estoy a punto de llorar, casi no tengo palabras...) a la gente que votó a Gengis (con un 2º puesto en la Edad Media) y a Tamerlán (con un 4º puesto en lo mismo); así me gusta, eso está muy bien, ya hora de hacerle justicia a estos dos grandísimos militares. Pero la lista mongola no estaría completa sin mencionar a "Titanes" como: Jepi, Subotai, Chormagán, Baichu, Mukali, Juchi, Berke, Orda, Jagatay, Tului, Batú, Hulagu, Ogoday, Mangu, Qubilay, Tuqtamish, Rukh Sha, Baber, Akbar, Aurangzeb,...Estaría bien hablar de todo ellos. ¿Verdad que sí camarada Acosta? También quiero mostrar mi agradecimiento por la gente que votó a Cromwell (al que dediqué hace tiempo un mensaje en su memoria, ah! Y ya recuerdo quien era el protagonista de la PELÍCULA DE CROMWELL que hacía del inglés: Richard Harris; estupenda película si señor...) y a Nelson, tal vez el mejor caudillo de los mares de todos los tiempos, ¿Quién sabe?...Ahh Blas de Lezo, no fuiste afortunado, otra vez será. Por lo menos en esfuerzo corporal eras el primero. Y también van mis agradecimientos a la gente que votó a Anibal, el cual ha recuperado su primacía en Táctica de la Antigüedad, pero para reforzar su posición (y aprovechando que se puede volver a votar de nuevo) le doy mi doble voto en táctica y en estrategia de la Edad Antigua.

07-05-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a José I. Lago. Ave, magíster et imperator. Totalmente de acuerdo contigo en lo satisfactorio que resultará para Alejandro Magno que un caudillo de la talla del rey católico valore la gesta del macedonio. Y es que hablamos de un personaje que encontró un reino hecho jirones, y con el cual derrotó a Portugal, terminó de conquistar las Canarias, conquistó el Reino de Granada finiquitando la guerra de reconquista más prolongada de la historia, dominó Italia derrotando brillantemente a la invencible Francia, conquistó Navarra, tomó las plazas del Norte de África entre el Estrecho y Túnez, y que bajo su mandato se descubrió América y se promovió su colonización. También se descubrió el Océano Pacífico, se exploró el África Oriental y se abrieron nuevas rutas de comercio con Europa y por África... nada mal para un admirador del macedonio, en realidad. Y como verdadero discípulo de Alejandro, este rey guerrero acostumbraba ponerse al frente de sus leales guerreros aragoneses lanza en ristre, al frente de sus caballeros con sus rutilantes armaduras, al mejor estilo de Alejandro en Gránico, Issos, Gaugamela… ¿Puede un seguidor de Alejandro formular un mejor elogio al rey que acabó con la edad media, y que se erigió como verdadera encarnación del mito artúrico? Como genio que fue, el rey católico supo ver el genio del macedonio. Saludos.

07-05-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta al nómada púnico que no es númida. Parte I. Cordial saludo, asiático que dispara su arco de doble curvatura en contra de los hijos de la ciudad eterna. Camarada, que cierto astro sea el que encuentro más radiante, no me impide admirar la constelación en su conjunto. Me refiero a Alejandro y César. Que mis preferencias se decanten hacia el macedonio, no me impide reconocer la grandeza de César, Escipión o Aníbal y demás grandes caudillos de la antigüedad, medioevo, modernidad, y edad contemporánea. Efectivamente me referí a Pompeyo Estrabón. Y me llama la atención que mientras a Pompeyo “Magno” le entiendes la masacre con los restos del ejército de Espartaco, juzgues a César por Avarico. Me imagino que es por las cifras. Bueno, es que la mayor parte del trabajo ya la había hecho Craso (inclusive diezmó a sus propias tropas). En cuanto a Lúculo, cierto que impedía el saqueo a sus hombres; pero esto no le imposibilitaba a él mismo apropiarse de botín. Esta actitud promovió el amotinamiento entre sus soldados, lo cual refleja que en la guerra, la magnanimidad debe encuadrarse a las circunstancias y necesidades prácticas. Que grandes como Alejandro, Aníbal, Escipión o César no hayan logrado evitar la crueldad propia de la guerra, me motiva a considerar que ésta debe ser la ultima ratio, el último recurso de la política. Y creo que el caso de César en particular, dentro de toda su ambición, es muy diciente al respecto. Intuyo que para él la gloria militar fue más un medio que un fin. Al ver que por razones culturales, su proyecto político se catapultaría si se convertía en el “primer hombre de Roma”, este político donjuanesco se volvió guerrero. Y de paso se convirtió en uno de los soldados más gloriosos de toda la historia. Como veo que estamos de acuerdo en su actitud en la guerra civil, tratemos pues la conquista de las Galias, Avarico y Uxellodono especialmente. César no fue un santo. (Al contrario, fue toda una porquería, que se llevaba a su tálamo al 90% de las esposas de los optimates, pobres padres de la patria con cuernos tan magníficos como los de un toro de lidia o un alce). Y la guerra ha sido, es y será una maldita tragedia. Pero como la política es la escogencia entre males, lo preferible es quedarse con el mal menor. Y una victoria contundente y decisiva es preferible a una guerra prolongada y su consecuencias, como es el caso de las guerras del Peloponeso o las Púnicas, en las que las victorias fueron pírricas.

07-05-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta al nómada púnico que no es númida. Parte II. César era perfectamente conciente de que un conflicto prolongado entre las Galias y Roma, no beneficiaría a ninguno de los oponentes, sino a los germanos, pues como ha ocurrido innumerables veces, entre dos contendores poderosos que se guerrean durante mucho tiempo, un tercero fresco se queda con todo. Macedonia en Grecia, y los árabes con Bizancio y Persia en Asia, son un buen ejemplo de lo que digo. César llevaba 8 años exterminando ejércitos germánicos y celtas, golpeando con una mano, y extendiendo la otra conciliadoramente. Los celtas, derrotados pero no resignados, estrechaban la mano extendida, empeñaban su palabra, y apenas César daba la espalda para afrontar sus asuntos en Roma, en donde los optimates eran tan honorables como los eupátridas o aristócratas atenienses, persas o púnicos, arrasaban con las guarniciones romanas, en las condiciones expuestas en tu último mensaje. Primero que los helvecios, luego Ariovisto y los germanos, después los aduáticos (o aduátucos), los vénetos, britanos, Ambriórix, otra vez los germanos, y cuando apaga todos estos fuegos, entra en la arena Vercingetórix... Y mientras tanto, los optimates en Roma siguen haciéndole la guerra, y los amedrentados germanos, como los leones ante el búfalo herido, esperan a ver si la colosal presa se recupera o se debilita, para lanzar el ataque final y quedarse con todo. Y los galos seguían luchando. Como dije en mi artículo de Alejandro en Europa, hay momentos en que se confunden magnanimidad y debilidad. Optimates, germanos y galos lo hicieron. César se hartó. Llegaron así las tragedias de Avarico y Uxellodono. Y desgraciadamente, fue esa la forma en que las Galias se pacificaron. Lo repito camarada, no basta con vencer en las batallas, hay que quitarle a tu enemigo la resolución de victoria. Y los galos fueron tan testarudos como Roma contra Aníbal. Avarico y Uxellodono tuvo el mismo efecto que la cabeza de Asdrúbal en el campamento de Aníbal. “Psicoestrategia” la denomina el cónsul López Baquero. Es la asquerosa guerra, amigo. Pero reconocerás que César llevaba no uno ni dos ni tres, sino SIETE años tendiendo la mano, y cubriéndose la espalda de optimates, germanos y galos. Y en Roma, ya Pompeyo estaba pateando el suelo para alistar sus legiones contra César, instigado por los optimates.

07-05-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta al nómada púnico que no es númida. Parte III. César le dio a los galos la oportunidad que Tamerlán nunca confirió a sus adversarios. Es preferible talar árboles a construir pirámides de cráneos con los despojos de tus enemigos derrotados. Pero está bien, dejaré de tocar temas que prefieres no tratar. En cuanto al predominio del título de Augusto, no me gusta valorar los méritos por los epítetos. César carece de un título concreto en la historia. Pero no por ello deja de ser grande. Y estoy de acuerdo contigo en tratar del resto de conquistadores asiáticos, camarada. La historia de sus gestas es igualmente apasionante, así como la de la reconquista rusa y china. En cuanto a Blas de Lezo, sólo me resta decirte que Colombia está unida a este auténtico guerrero, quien bajo su gesta logró que a la Cartagena de Colombia se le bautizara como “La Heroica”. Tienes que venir a Colombia, amigo, y conocer la plaza en donde tu héroe conquistó la inmortalidad. Hablo de una ciudad magnífica, declarada como patrimonio histórico de TODA la humanidad, rebosante de mujeres hermosas, alegres y cariñosas, y con maravillas arquitectónicas increíbles. Si vienes, podrás conocer la estatua de Blas de Lezo, la cual me dio la oportunidad de conocer a este gran caudillo. Y congratulaciones por las votaciones en la edad media, hijo de la Loba... y de Lobo Azul. Espera noticias mías en materia del terrible filicida Iván IV. Un abrazo, conmilitón estepario.

27-05-02.De: Timur. Respuesta al nómada romano que es macedonio. Parte I. Debates con Joaquín Acosta. Un poco tarde, pero aquí estoy yo otra vez. Veamos, eso que dijiste de "Lo repito camarada, no basta con vencer en las batallas, hay que quitarle a tu enemigo la resolución de victoria.". Ostras, eso es lo que le criticas al transoxiano, no me fastidies, hombre, pero de todas maneras si el tiempo y las circunstancias me lo permiten intentaré hace una web sobre Tamerlán, para corregirte algunas apreciaciones tuyas. No sé si sabrás que Amir Timur (que lo sabrá, ya que tiene a René al lado) dio TRES OPORTUNIDADES a los habitantes de Bagdad, capital del estado (o mejor dicho, imperio mesopotámico) de los jalayaries: sometió fácilmente el emirato con un rápido avance y persecución del emir (1392), (y quería perseguirlo el gran Timur Lang, pero le disuadieron de perseguirlo porque contaba ya 57 años y era agosto, en plena canícula) y residió un tiempo en Bagdad, siendo indulgente para los bagdadies no destruyendo la ciudad, y permitiendo que sus soldados saqueasen los alrededores, no la ciudad en sí, a cambio de tributos, pero a los habitantes el tiempo que se tomó el transoxiano o el jagatay, como te guste Acosta, en la urbe fue un castigo. Esto debió de disuadirlos y no pifiarla después, como pasó. Un par de años después (1394) la ciudad fue reconquistada por el fugitivo emir. Tamerlán que estaba ocupado en multitud de campañas decidió saldar cuentas pendientes en 1401. Reclamó los tributos debidos, pero los bagdadíes se negaron y Tamerlán insultado hasta lo indecible porque ya le habían expulsado las tropas hace nueve años, y además se negaban a tributar.  En pleno verano, mandó tomar Bagdad, sitiada durante cuarenta días, bajo un calor espantoso. [En el Irak central los veranos son largos y calurosos, y los inviernos cortos y frescos; mientras que en enero, la temperatura de la capital, Bagdad, que llega a alcanzar un promedio de 9,4 ºC, durante julio y agosto es de 33,3 ºC y se han alcanzado temperaturas de hasta 50,6 ºC. En la región meridional, la antigua Sumer, se han dado algunas de las temperaturas más altas del mundo y la humedad es insoportable. ¿César se enfrentó a esta situación querido Acosta?] Y en el 9 de julio, la ciudad fue tomada, saqueada y arrasada y sus habitantes sistemáticamente decapitados. Y no cuento más que si no lo digo todo.

27-05-02.De: Timur. Respuesta al nómada romano que es macedonio. Parte II. Debates con Joaquín Acosta. Mira bien la vida y obras de Timur Lang, para saber que los tópicos, son eso, tópicos. Que el transoxiano (o mejor dicho jagatay, ya que Transoxiana era de Jagatay), sabía admirar el valor, el arte y la inteligencia. En Ankara consiguió una gran victoria como estadista, estratega y táctico, consiguiendo que los desposeídos emires turcos de Anatolia, se pusieran de su lado y abandonaran a Bayaceto, en plena batalla, quedándose el turco con solo contingentes balcánicos y algún turco. Y a pesar de las anteriores y contínuas provocaciones de Bayaceto, Timur le perdonó la vida, y honrándole (quitando una excepción humillante). Cambiando al asunto de César te diré que entre el trienio que va desde el 58 a C al 56 a C, César batió a los celtas helvéticos, a lo suevos germanos de Ariovisto, y de nuevo a otras tribus célticas y germanas situación favorable al romano que se estabilizó en torno al año 55 a C. Pero la pesada mano romana, las incautaciones y exigencias y la característica insolencia de Roma provocaron frecuentes insurrecciones a posteriori, a las que César reaccionó con la aplicación del puro y simple terror. Para rematar la estupidez, el ejemplar castigo de uno de los dirigentes senones: Acón, capturado por César y (intencionadamente para servir de ejemplo) ejecutado según la costumbre romana, (fue atado a un poste y azotado con varas y luego decapitado), consiguió arrinconar los particularismos galos y provocar la revuelta más sangrienta de las Galias y la ascensión de Vercingetórix. Es preferible cortar manos de tus enemigos a masacrar y masacrar, 7 años en el mismo sitio y dejando la naturaleza hecha añicos (e indirectamente a sus habitantes). Otro error, pero ya como estadista lo cometió con su programa de estabilización: "crear tranquilidad para Italia, paz en las provincias y seguridad en el Imperio". Para conseguir la paz y la reconciliación interior, tras las desgracias de la guerra civil, César fue moderado. Sus medidas sociales se podían clasificar como conservadoras y trataron de garantizar la posición socioeconómica de los estratos acomodados, aunque ofreció a las demás algunos beneficios, a cambio de renuncias y sacrificios.

27-05-02.De: Timur. Respuesta al nómada romano que es macedonio. Parte III. Debates con Joaquín Acosta. No fue bien comprendida su política por enemigos y partidarios que llevaría a César al aislamiento, ya que los mencionados creían que esta política conciliadora era auténtica y que el fin, era restaurar las instituciones republicanas, a las que César aprovechó para ser un auténtico dictador (o un tirano griego, que no es lo mismo que un tirano tirano, a secas), pero que provocó tanto alejamiento como incomprensión de buena parte de la sociedad romana, que exigía o nuevas instituciones o la restauración de las antiguas. Por su parte la nobleza, republicana de siempre, aceptó en apariencia el poder de César. Pero como el poder de César había sido conseguido de forma bien ilegal (de la que siempre y constantemente fue acusado) el dictador, decidió retrasar la definición de su gobierno y de sus relaciones con la República hasta regresar de la famosa y truncada expedición militar contra Partia. Cambiando de tercio, gracias por tus felicitaciones pero  mi madre espiritual es una ¡cérvida!, manipulador, ah traidor, ponerme a la loba romana como madre espiritual, vas a recibir tu merecido...malvado. Y me meteré con el Alejandro el Magno, lo juro, lo voy a poner por las nubes. En lo que respecta a los viajes, uno de los sitios del mundo que me gustaría ir...ya lo sabes......Samarcanda...A 25 de mayo, en las llanuras de Uzbekistán, te saluda el descendiente político de Temujin: Amir Timur. Kyz Sup^ukga: "La unión hace la fuerza".

14-06-02.De: Pantócrator. Sobre Joaquín Acosta. Amigo Joaquín, acabo de leer tu última aportación a Colaboraciones sobre las campañas de Alejandro Magno (como dice nuestro amigo José I. Lago: "éste sí que era Magno") en el Mediterráneo oriental. Tu nuevo trabajo es sencillamente magnífico, aunque no es otra cosa que la continuación de un trabajo verdaderamente brillante que espero tenga continuación. He buscado mucho por Internet sobre este tema y tu trabajo en esta página web es lo mejor que existe en español. Pero que además esté yo entre los elegidos a los que se lo dedicas es algo que me llena de orgullo. Alejandro Magno merece tu esfuerzo y nuestro reconocimiento. De todo corazón gracias.

17-06-02.De: Patricia A. L. Sobre Joaquín Acosta. Subscribo con entusiasmo el mensaje de Pantócrator, que veo es el celoso guardian de la pureza historiográfica del Foro. El trabajo de Acosta me parece una maravilla, lo mejor que se puede encontrar sobre ÉL en castellano en Internet. Querido y admirado cónsul Acosta: mis más efusivas felicitaciones de parte de esta auxiliar macedonia de las legiones de Julio César que está a tus órdenes.

21-06-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Patricia A. L. y Pantócrator. Parte I. Estimados conmilitones, muchas gracias por su respuesta. Y por sus palabras. En cuanto al mensaje de la Dama Patricia, publicado en el foro de Catilina, refleja el profundo conocimiento del alma de los seres humanos que tan aguda beldad posee. Ha usted acertado perfectamente, esforzada macedonia, en lo referente a mi pensamiento respecto a la admiración de César hacia Alejandro. Y concuerdo con usted en el afecto y admiración que siente hacia el forista que acuñó tan elegante y acertada frase. Más toscamente, le comento que considero que César es, de todos los admiradores de Alejandro, mi caudillo favorito. Cordialmente la invito a que sigamos apoyando a la temible Caesaris en nuestra justa causa, y que hombro a hombro, continuemos haciendo estragos en las filas optimates con nuestras sarissas, como dignos soldados de Alejandro. Que ya en Macedonia, había mujeres temibles a la hora de combatir: una hermana de Alejandro (Cinnane) era tan diestra en el manejo de las armas como cualquier otro macedonio. Y usted, elegante dominilla, ha demostrado ser tan temible como el más esforzado de los Hetairoi, sin ser por ello menos refinada que la exquisita Julia. Mil gracias por sus muestras de afecto, y por protegerme del moderador. Y gracias por leer el “mamotreto”. Pantócrator, como ya lo habrás podido intuir, creo que a la larga, las personas cosechamos lo que sembramos. No tienes nada qué agradecerme. El agradecido soy yo. Foristas como tú me han enseñado la fuerza que da una voz de apoyo. Ya entiendo mejor la veneración que inspiraban Alejandro o César a sus soldados. Las palabras no siempre son llevadas por el viento. Junto con J. I. Lago, fuiste de los primeros foristas en darme la bienvenida a este espacio maravilloso, pese a no estar de acuerdo con ciertos planteamientos míos. Y aprovecho la ocasión, para aclarar al resto de intrépidos legionarios que hayan tenido el valor de leer mi gazapo, que es mucho, muchísimo, lo que se ha quedado en el tintero. De Alejandro hay tantas cosas rescatables, que bien vale la pena consultar las fuentes mencionadas. Con todo, los conmilitones que consigan la obra de Harold Lamb, deben tener en cuenta que pareciera que este autor retratara a Alejandro a partir de Federico de Prusia, y nos lo presenta como un muchacho timorato, indeciso y de carácter guerrero más por imposición de su padre que por vocación, lo cual a mi entender es del todo errado.

21-06-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Patricia A. L. y Pantócrator. Parte II. En cuanto a Paul Faure, me parece que este autor deforma a Alejandro en su intento de ir en contra de las corrientes que reconocen genio al macedonio. Y es que una buena forma de dejar huella es ir en contra de la corriente. Es indudable mi desacuerdo con este biógrafo al narrar los acontecimientos, y le encuentro serios reparos deterministas, pues retrata a un Alejandro condenado a la victoria, gracias a la obra de Filipo y los intereses económicos en juego. La trilogía de Valerio Massimo Manfredi, especialmente “Las Arenas de Amón” engrandece tanto a Memnón o a Eumenes, el secretario de Alejandro, que me parece que se desvía de la adecuada percepción de los acontecimientos. Particularmente, considero más rigurosa la obra novelada de Mary Renault (“Fuego del Paraíso”, “El Muchacho Persa” y “Juegos Funerarios”) pero claro, tenía también que encontrarle un reparo a esta autora: la vida amorosa de Alejandro. En su nota histórica, esta erudita reconoce que no existe prueba inequívoca que permita concluir que Alejandro tuvo amoríos con otros hombres, lo cual no le impide narrar una apasionada historia de Amor entre Alejandro y su mejor amigo Hefestión, y además con el eunuco Bagoas. Repito, esta autora reconoce que se toma una licencia en este aspecto, al tiempo que enfatiza que los famosos amoríos del conquistador y sus matrimonios, y los valores existentes en aquella época reflejan que el macedonio desarrolló una vida sexual normal, la cual fue deformada por corrientes tan politizadas como las que injurian a César y demás grandes caudillos. Hasta el propio Curcio está influido por tales planteamientos (Mary Renault sencillamente le da garrote a este historiador). Para hacer justicia, hay que tener en cuenta que en la época en que vivió Curcio, era muy difícil aceptar que un emperador fuese moderado. Con todo, que los anteriores autores de alguna manera menosprecien el mérito del macedonio, no impide que finalmente terminen reconociendo (así sea tácitamente) su admiración hacia Alejandro. Basta leer las citas que hago en mi escrito, para demostrar lo que digo. Así las cosas, de las fuentes mencionadas, nos quedaría la obra de Hammond, y claro, la recomendada por Paco T: Alejandro Magno de Droysen.

21-06-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Patricia A. L. y Pantócrator. Parte III. Pero con todo, si el intrépido legionario quiere ir a las fuentes originales, la obra de Arriano es de lectura imprescindible. Plutarco es muy ameno y didáctico, pero en ocasiones llega a ser tan poco crítico como Curcio. En fin, intrépidos legionarios, investiguen, reflexionen y lleguen a sus propias conclusiones. Pero nunca olviden que será un craso error de análisis estudiar a un genio de la historia según las circunstancias de quien lo juzga. (“Como a mí no se me ocurriría lo que a Alejandro, es indudable que aquí intervino la diosa fortuna”; o, “como yo hubiera hecho algo diferente, es obvio que el macedonio estaba equivocado”) y tampoco olviden que desgraciadamente, los biógrafos de Alejandro carecen de su genio, lo que empantana tener certeza absoluta de los móviles de su conducta. Saludos.

05-07-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Esmeralda. Parte I. Saludos, estimada gema que enriquece el foro. Tal y como te lo prometí, me puse a buscar en el internet el cuento de Kafka. Y afortunadamente lo encontré (Se titula “El Nuevo Abogado”). Encuentras esta esmeralda o joya de la literatura universal en www.ciudadfutura.com/kafka/nuevabo.html Es un texto tan hermoso como breve. Te exhorto a tí y al resto de intrépidos legionarios a que lo lean integralmente. Un extracto de la obra dice así: “(…) Bucéfalo se encuentra en una posición un tanto difícil, y que en consecuencia, y considerando además su importancia dentro de la historia universal, merece por lo menos ser recibido. Hoy -nadie podrá negarlo- no hay ningún Alejandro Magno. Hay muchos que saben matar, tampoco escasea la pericia necesaria para asesinar a un amigo de un lanzazo a través de la mesa del festín, y para muchos Macedonia es demasiado reducida, y maldicen en consecuencia a Filipo, el padre; pero nadie, nadie puede abrirse paso hasta la India. Aún en su época, las puertas de la India estaban fuera del camino que señaló el rey. Hoy dichas puertas están en otra parte, más lejos, más alto, nadie muestra el camino, muchos llevan espadas, pero sólo para blandirlas, y la mirada que las sigue sólo consigue confundirse…” Precioso, ¿verdad? Alejandro no fue un superhombre, no dejó de ser humano, sino por el contrario, fue un gran ser humano. Los leones no nacieron para comer hierba, querida Esmeralda. Es injusto considerar que el toro es más noble porque no caza para sobrevivir. Aún en nuestros días, no toda muerte es ilícita o ilegítima. La ciencia penal contemporánea encuentra conforme a Derecho el matar a un ser humano cuando esto se hace en legítima defensa. Y aún en nuestros días, el tema de la legítima defensa del honor es defendido por multitud de autores: Alimena, Jiménez Asúa, Cuello Calón, Bastero, Anton Oneca, y hasta por legislaciones penales, la ibera entre ellas, (numeral 4 del artículo 8 del código penal español) aunque ignoro si a la fecha la medida seguirá vigente en tu país, y qué alcances le dé la jurisprudencia y la doctrina penales. En nuestros días, Esmeralda. Hace 2.400 años, la concepción de honor era muy, muy diferente a la actual. El día de su muerte, Clitos dijo que Alejandro le dio la espalda a los persas.

05-07-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Esmeralda. Parte II. Esto no sólo fue una vil mentira, sino la peor afrenta a la “dignitas” de Alejandro (Es más apropiado decir andreia) Ambos estaban bajo el influjo de Dionisios, el dios del vino. La asamblea de macedonios libres, exoneró de toda responsabilidad a Alejandro, pese a que el propio Alejandro se sentía inequívocamente culpable. M. Bradley dijo "No hables mal de alguien cuya carga jamás hayas llevado a cuestas." La vida y el mundo de Alejandro, no fueron como los de sus detractores. En todo caso, si hoy los yauna podemos hablar con libertad, esto se debe en buena parte a Alejandro, y por esto lo menos que puedo hacer es seguir el consejo de Kafka, al decir: “quizá lo mejor sea hacer lo que Bucéfalo ha hecho, sumergirse en la lectura de libros de derecho. Libre, sin que los muslos del jinete opriman sus flancos, a la tranquila luz de la lámpara, lejos del estruendo de las batallas de Alejandro, lee y relee las páginas de nuestros antiguos textos.” He tratado de seguir el consejo de este titán de la literatura, y en la medida en que lo he alcanzado, he podido verificar el acierto de este gran juez del alma humana. El Derecho es sencillamente maravilloso. En todo caso, como lo dije anteriormente, siempre será fácil juzgar un mundo guerrero con los ojos de un ratón de biblioteca. SALVE POR SIEMPRE ALEJANDRO! Saludos.

01-09-02.De: Anaximandro. Respuesta a Joaquín Acosta. Mi admirado descendiente del dios macedonio, quiero enviarte mis más efusivas felicitaciones por tu trabajo sobre el elogio de Alejandro y César. Toda esta maravillosa web es para mí una emoción, sus artículos, este foro y sobre todo tu luminosa presencia como el sol de Macedonia. Como ya le he comentado al inigualable J. I. Lago he impreso el trabajo en papel de relieve y lo he enmarcado en el salón de mi casa junto al retrato que tengo del dios macedonio, si mi salón antes parecía un museo con mis bustos y cuadros ahora tiene la mejor pieza de la colección gracias a ti. Gracias a ti en esta web divina resplandece inmortal la llama de Alejandro. ¡SALVE POR SIEMPRE ALEJANDRO! ¡SALVE POR SIEMPRE ACOSTA! Y GRACIAS.

01-09-02.De: Pantócrator. Respuesta a Joaquín Acosta. Una vez más participo aquí para expresar mi admiración por el excelente trabajo de los maestros Lago y Acosta, creadores al unísono de una pieza realmente genial. Nadie más hubiera podido decir tanto en tan pocas líneas. Felicidades y ¡adelante! un abrazo, amigo Joaquín, eres el mejor, como dice Lago tú eres el faro del Foro.

01-09-02.De: Vanessa Tejedor. Respuesta a Joaquín Acosta. Sin duda lo mejor sobre Alejandro Magno está en esta web porque usted lo ha escrito. Felicidades a José I. Lago y a usted por esta obra capaz de ponerme los pelos de punta. Siga usted así por favor, es el mejor de este foro y sus intervenciones son las más apasionadas y a la vez las más lógicas, no sé cómo lo hace pero así es, mi querido amigo.

01-09-02.De: Patricia A. L. Respuesta a Joaquín Acosta. Mi queridísimo Joaquín, enhorabuena. Eres insuperable. ¿O no? Lacus me ha susurrado al oído que aún tienes mucho que darnos. Dánoslo todo, danos ese ingenio tuyo que me deslumbra y que hace que sentirse macedonia sea un orgullo frente a tanto romano orgulloso. Has despertado la emoción en esta legionaria macedonia que combate a tus órdenes, que son las del divino Magno. Un beso tan fuerte como el corazón de aquel cuyo recuerdo y adoración nos une.

01-09-02.De: José Manuel. Respuesta a Joaquín Acosta. Estimado señor Acosta, le escribo a este debate para felicitarle por su excepcional trabajo sobre las campañas de Alejandro Magno y por el elogio que ha escrito sobre Julio César, es lo mejor que he leído sobre este tema que me apasiona y le agradezco su esfuerzo por enseñarnos tanto sobre él. Reciba mis felicitaciones.

07-09-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Patricia A. L. Maravillosa macedonia, más hermosa que el propio Magno, más seductora que las dos Cleopatras (la hermana de Alejandro y la conquista egipcia de César) te quiero mucho, muchísimo. Te he echado mucho de menos, y la imagen del pérfido Lacus susurrando a tu oído no es que me inspire generosidad precisamente. Casanova decía "No hay nada que un hombre no sea capaz de hacer cuando una mujer le mira." Por ti, mi hermosa compatriota, soy capaz de dar lo que no tengo, ingenio incluido. Con mucha alegría recibo el magnífico beso que me mandas, y lo guardo como el más grato trofeo que haya adquirido en esta maravillosa web. Al redactar esas líneas que tanto enalteces, obvio que estaba pensando en ti. Tú eres la musa de ese gazapo, y es muy justo que el resto de orgullosos romanos lo sepan. Lo bueno y rescatable que tengamos los pérfidos hombres es gracias a mujeres como tú. Me alegra mucho volver a disfrutar del inmenso honor de recibir algunas de tus maravillosas líneas, y como le dije a cierto forista cuya admiración y aprecio igualmente nos une, creo que Dios habla a través de la gente buena. Y TAL ES TU CASO, mi bella y lozana dama, cuya cuarentena sólo se nota en tu honestidad. Repito que te quiero mucho, y por favor, recibe mi más efusivo y cálido abrazo. Eres preciosa, tanto por dentro como por fuera; si antes admiraba tu serena inteligencia y valor, ahora veo cómo es un ser humano que en pleno siglo XXI encarna el ideal helénico clásico. No sólo eres la dueña de una mente y un cuerpo tan sano como el de Helena de Troya, sino igualmente tienes una carita de ángel, que hasta a Catón conmovería. Sólo aspiro a seguir mereciendo tu consideración y estima. Gracias.

07-09-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Vanessa Tejedor.  Querida contertulia: en primer lugar, te ruego el favor de que dejes de tratarme de usted, pues ya que me has brindado tu amistad, es lo más adecuado para el trato entre amigos. (Si a ti no te ofende que te tutee, desde luego). Creo que la mayor hazaña que puede lograr un hombre, es conseguir que a una verdadera mujer se le pongan los pelos de punta. Por esto me enorgullezco y vanaglorio (aunque gran parte del mérito sea del malvado Lacus, por supuesto). Cada vez que participe en el foro, no sólo pensaré en Patricia AL, Caesaris, Esmeralda, Tulliola o María del Mar Puente, sino igualmente en ti. Yo tampoco sabría explicar cómo, pero tus líneas han logrado que mi estatura aumente, y además, que pueda rozar el Olimpo con mis manos. Gracias a personas como tú, mi reencuentro con las legiones de César ha sido más que grato. Que Dios te bendiga, y ojalá que esta no sea la última vez que me dediques un escrito. Un respetuoso abrazo.

07-09-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Pantócrator, Anaximandro y José Manuel Ave Pantócrator, veteranísimo e insigne primus pilus de las legiones de César. Como era desde un principio, veo con agrado tu insigne presencia para defender mis pasquines, dentro de tu habitual cordialidad y tolerancia. Gracias camarada, yo también te mando un fuerte abrazo. Veo que a tus amigos los apoyas incondicionalmente, con razón o sin ella. A mi hermano de armas y compatriota Anaximandro, le agradezco que me siga brindando su típica hospitalidad macedonia, al mantener abiertas las puertas de su hogar, lo cual ha hecho desde los momentos más adversos. No se me olvida, hermano de esta noble causa, ni tu amistad ni tu familia. Por favor, mándales un cálido abrazo de parte mía. Me encantaría ver cómo queda el artículo en medio de tu casa-museo (yo ya la bauticé “Mieza”) Y apelando a tu honor de macedonio, espero que para el día en que haga realidad mi sueño de conocer personalmente a cierto cesarista impenitente, sus divinas niñas y al resto de la familia forista, las puertas de tu casa sigan abiertas para este orgulloso y mal acostumbrado auxiliar macedonio. José Manuel, como acertadamente lo dijo nuestro admirado y estimado Pantócrator, Alejandro se merece nuestro esfuerzo y reconocimiento. Bastará confrontar mis papeluchos con lo que se ha construido a lo largo de esta maravillosa web, para verificar que mi único mérito ha sido el de decir lo mismo con diferentes palabras, y más reducidamente. Creo que comprendo perfectamente tus sentimientos de gratitud (si el tuteo te ofende, te pido me disculpes), porque eso es lo que siento hacia esta maravillosa comunidad, compuesta de seres humanos tan valiosos (excepción hecha claro está, de personalidades malvadas como Satrapa1, Timur, y el peor de todos, un tal J. I. Lago). Veo que ustedes tienen tan pésimo gusto para los escritos, como el galo-germano-púnico-optimate moderador de esta web, que cometió el error de publicarlos. Gracias por leerlo, gracias por valorar mi esfuerzo, y sólo me resta invitarlos a continuar con nuestro varonil concurso de cicatrices en el Subura. Como Pantócrator invitó la ronda anterior, y Anaximandro ya llevó su hospitalidad hasta el límite, y soy yo el que está con la verborrea, pues le toca a José Manuel pagar la siguiente ronda, y conseguir las imprescindibles beldades que animen la francachela. Ojalá Esmeralda, María del Mar Puente y Vanessa Tejedor acepten esta cordial invitación. (Ni menciono a Caesaris o Patricia, porque a cierto cesarista se le saltaría la piedra, aunque igualmente esté invitado) SALVE POR SIEMPRE LA FAMILIA FORISTA!!!! Y que Dios los bendiga.

07-09-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a José Ignacio Lago. Salud, admirado maestro y auténtico amigo de la verdadera Colombia. Ya ves, en esta ocasión me ha pasado algo parecido a lo que le aconteció al Magno… pero refiriéndome a Pompeyo. Lo que quiero decir, es que como Lúculo, tú sembraste y fui yo quien cosechó. Aunque bien mirado, los intrépidos legionarios ya están tan acostumbrados al nivel de tus escritos, que en consecuencia la sorpresa será cuando lean unas líneas tuyas sin que quede el deseo de encarar al mundo con esperanza. Estoy muy orgulloso. Ha sido un gran honor. Aunque creo que mi gazapo se ha quedado corto ante tu genial escrito. Lo sabía. Alejandro iba a terminar ganando. Siempre lo ha hecho. Y ahora, ha encontrado en tí su digno Homero. Es parte de la esencia del macedonio. Gracias a esta web, y a las personas que forman parte de este maravilloso mundo, mi nombre se ha unido al de Alejandro de Macedonia, al de César, y al tuyo. Yo también he salido ganando. Qué grande honor. En fin, sólo me resta mantenerme leal al voto de confianza que personas tan maravillosas me han conferido, y seguir haciendo brillar junto con el resto de macedonios, el luminoso emblema del Magno, el cual relumbra en el mundo iberoamericano gracias a personas como tú, y a nuestros hermanos de armas, legionarios del siglo XXI que adelantan espectaculares campañas sin el menor derramamiento de sangre, logrando así el arte supremo de la guerra. De nuevo un fuerte abrazo, y espero que el próximo ya no sea virtual. Saludos a tus maravillosas niñas.

07-09-02.De: Timur. Respuesta a Joaquín Acosta. Eres un magnífico narrador, tus cuatro trabajos así lo demuestran, además en mi opinión, tocas temas originales: como "las campañas de Alejandro en Europa", en mi opinión el mejor trabajo de los tres más que nada por la originalidad en tratar un tema injustamente subvalorado. Salvo lo de Tebas que como de costumbre es casi lo que único en que se centran los historiadores cuando se refieren al Magno en Europa. ¿Porqué no haces un trabajo sobre el primer Alejandro? O sea antes de su subida al poder (336 a de C) a los 20 años. Porque tu héroe, en sus tiempos de adolescente y antes de subir al poder hizo modestas y grandes empresas militares (por ejemplo en Queronea). Merecería un análisis más detallado. Un saludo estimado camarada.

07-09-02.De: Timur. Grandes Caudillos 1. (El jinete Timur tiene algo pendiente desde hace mucho tiempo ahora lo va a resolver...por cierto ¡hola, cuánto tiempo!). El mensaje del 16-11-01. "Sus métodos y disciplina derrotaron a la caballería real en Marstoon Moor y en Naseby y aplastaron a los escoceses en Dumbar y Worcester. Para combatir el peligro exterior (lucha contra Holanda y España); impulsó la potencia marítima inglesa, con una destacada actuación victoriosa con Francia en Las Dunas contra España, y el ejército en general. Bajo su gobierno Inglaterra se convirtió en el estado más poderoso de Europa." Habla de Cromwell. Está sacado en gran parte del diccionario Nuevos Logos 2000. (igual que la definición de tribuno militar (sito en el Debate de las Guerras Púnicas: 26-03-02). ¿A nadie le interesa hablar algo de Cromwell? El del 16-12-01. "Uno de los almirantes más intrépidos del siglo XVIII. Su continuo batallar le llevó a perder una pierna de un cañonazo en el combate naval de Vélez-Málaga (1704) cuando sólo contaba 15 años; en Tolón (1707) perdió el ojo izquierdo, y en el asedio de Barcelona de 1714 le fue amputado el brazo derecho. No hay otro ejemplo de mutilado múltiple que continuase prestando tan eficaces servicios combativos como él. Su más importante acción de guerra fue la victoriosa defensa de Cartagena de Indias (1741), frente a la poderosa escuadra del inglés Vernon: 8 navíos de línea, 28 fragatas, 130 barcos de transporte, 9000 soldados de infantería, 2000 negros jamaicanos y 15000 marinos, ridiculizando la medalla conmemorativa acuñada en Londres para representar a Blas de Lezo entregando, de rodillas (!), la llave de Cartagena al almirante inglés; una de las hazañas militares más importantes del siglo XVIII. A los que opuso Blas de Lezo con ¡3000!. De nuevo fue herido, esta vez mortalmente." Son una mezcla de textos pertenecientes a los nº 172 y 192 (los dos de la revista Historia 16); la mayoría del texto es del primer número (Artículo: "Desafío en el mar" por Hugo O´Donnell y Duque de Estrada; habla de la marina y de sus marinos más importantes en el siglo XVIII en que España era una de las primeras potencias mundiales; muy bueno y original) . Los datos sobre efectivos militares (y alguna que otra cosa más) son del nº 192 ya citado, concretamente la sección "Viajes: Cartagena de Indias". El artículo repasa la Cartagena colonial, con interesantes referencias sobre su gran fortaleza, sus iglesias, etc. Excelente. Ah! y fue escrito por Arturo Álvarez Álvarez que además puso las fotos en su trabajo. Impresionante defensa, a la hora de defenderse los ejércitos hispanos (Que No Iberos) eran de lo mejor.

07-09-02.De: Timur. Grandes Caudillos 2. El mensaje del 23-12-01. "Los jinetes arqueros son de mucho antes del 300 (después de C., supongo) al 1200. El arco procede del IX a C. y la domesticación del caballo en el IV en Asia Central. Los jinetes arqueros tienen su origen en la antigüedad, en Asia Central y constituyeron la mayor parte de los ejércitos a lo largo del Medievo y llegando hasta la Edad Contemporánea" La mayor parte pertenece de nuevo al videojuego "Age of Empires II". (digo el videojuego por que no sé el autor de los escritos: tanto como del manual de instrucciones y del manual de la guerra medieval Y de paso que hago esta referencia al arco corrijo algunas cosas: el arco es de ¿35000 años antes de Cristo?, que se me olvidó poner; para la segunda fecha, IV, que es: un milenio, no un siglo de antes de Cristo. Seguramente la mayoría de la gente que haya leído esto creerá que los números romanos puestos por un servidor tratan de siglos, no de milenios. Les recomiendo, ya hablando de arcos que se de un vistazo por un interesante artículo del Prof. Dr. G. Fatás "El arco".

07-09-02.De: Timur. Grandes Caudillos 3. Los mensajes del 03-04-02. "Año 1232, la gente de la ciudad de Kaifeng (norte de China), estaba siendo asediada por los mongoles. Los asediados utilizaron cohetes para lanzarlos, a modo de flechas contra los sitiadores". Esta es la primera referencia histórica que existe sobre el uso de los cohetes. Existía un dispositivo (llamado: "depósito donde se siembra el fuego") de lanzamiento que contenía flechas provistas de cohetes. Había diferentes tipos de flechas-cohetes: flecha en forma de sable volante, y flecha en forma de lanza volante, que podían ser propulsados por cohetes o ballestas." Es del libro "China y Sudeste asiático" de Isabel Cervera, Eva Fernández y Rosa Comas. Aunque no es más que un libro de introducción a estas civilizaciones, tiene cosas curiosas como por ejemplo el asunto de los cohetes, una referencia especial al imperio de Fou-Nan y al de los Khmer, el imperio del Tibet y demás civilizaciones del Himalaya... Sigamos: "En el siglo XI, los chinos ya conocían la pólvora y la utilizaban con fines militares para propulsar cohetes. Sin embargo estas armas causaban más terror que estragos. Los chinos también experimentaron con los fuegos artificiales" ; y:   "..."chu ko nu"? Era una ballesta mejorada inventada en China. Se trataba de una especie de ballesta semiautomática que estaba equipada con un depósito de pernos. Cuando el operador tiraba hacia atrás de la cuerda, se cargaba un nuevo perno automáticamente. Cuando la cuerda llegaba a su límite, el arma se disparaba de forma automática. El operador tiraba hacia atrás lo más rápido posible para mantener una alta velocidad de disparo. La dinastía coreana de Koryo (918-1392) empleaba cohetes y cañones que fueron importantes para su larga supervivencia (dicen algunos que fueron los primeros en emplear la cohetería, y quizás la pólvora como una especie de arma)." Textos del videojuego "Age of Empires II", concretamente del manual del instrucciones. En mi opinión,  al vez lo más completo que se pueda encontrar sobre la guerra en la Edad Media.

07-09-02.De: Timur. Grandes Caudillos 4. En cambio esto: "En tiempos de los Song (960 hasta 1279) se emplearon diversos medios contra la arquería montada y las tropas de choque de los "bárbaros" del norte: la ballesta; primitivos carros de combate ideados por los técnicos militares de la dinastía Song, hicieron uso de  carromatos cubiertos con cueros al pelo y en ocasiones unidos con cadenas de hierros; y desde el siglo XIV artillería de campaña." Pertenece al libro "China" de Mark Elvin y Caroline Blunden, libro que recomiendo muchísimo. Se centra en especial, en el período antiguo de China con una atención especial (por decir un ejemplo) a los siglos VIII-III a de C, época de luchas entre estados chinos (y contra "bárbaros") y en donde surgen el Confucianismo y el Taoismo. Excelentes mapas históricos y geográficos. "El arma de asedio sin pólvora más poderosa era el lanzapiedras, la mayor y más poderosa catapulta de la historia. Esta máquina estaba potenciada por un contrapeso pesado, normalmente una gran caja de rocas y con un receptáculo para proyectiles suspendido mediante cuerdas. Una vez liberado, el brazo se balanceaba hacia arriba y el receptáculo se movía hacia arriba y hacia delante. El brazo de lanzamiento era más largo que cualquier catapulta. La fuerza centrífuga que actuaba sobre el recipiente en suspensión aumentaba el alcance y la altura logrados por el proyectil liberado. Las piedras lanzadas con el lanzapiedras caían sobre sus objetivos y producían mucho daño en la parte superior y en los tejados de muros, torres y otras estructuras.", "Estas armas requerían especialistas para construirlas y hacerlas funcionar ya que eran máquinas muy caras y complicadas, entre otras cosas porque sólo se podían mover desarmados y para poder utilizarlos había que armarlos antes." De "Age of Empires II", el videojuego, dispone de una modalidad que te permite hacer  tu propio ejército y probar diferentes tácticas y estratégicas de alguna batalla famosa, pero no he logrado hasta el momento, hacer una especie de Cannas. Lástima. Ah! el lanzapiedras también se llamaba trabuco y era netamente medieval. "Pero ya en años tan oscuros como el 537, los "bárbaros" ostrogodos de Vitige durante un año de asedio, lanzaron numerosos ataques contra la muralla Aureliana, empleando arietes y torres móviles, pero infructuosamente." del "El oficio de la guerra, I" de Andrea Augenti, Sigo...

07-09-02.De: Timur. Grandes Caudillos 5. "...caroccio? Era un carro militar (con esto me contesto a mi mismo, en parte, sobre la duda que tenía sobre los carros de guerra en la Edad Media Europea), característico de las repúblicas de Italia, era un vehículo tirado por bueyes, sobre el que erigía un alto mástil, que sostenía el estandarte con la insignia ciudadana. En su interior iban los trompeteros y algunos hombres armados con la emisión de defenderlo. Si se perdía el caroccio, emblema de alguna ciudad-estado italiana, era una gravísima afrenta. También fue empleado con funciones defensivas, atrincherándose en trono al caroccio, adoptando una posición de falange." "El oficio de la guerra, II", de Andrea Augenti. Evidentemente los paréntesis y alguna cosilla más es mío claro esta. La frase "en términos de organización, eficiencia y eficacia no tuvo igual hasta la creación de las legiones de Roma", es de Mark Healy "Los antiguos asirios", trata del ejército neoasirio (935-609), detalladamente. "Extinguida la dinastía principal timurida, en 1506 un tal Babur o Baber (en mongol, "Tigre"), que en realidad se llamaba Zahir al-Din Muhammad (1483-1530), fundó la dinastía Mogol en la India y fue su primer emperador (1526-1530). Descendiente de Tamerlán por parte de padre y de Gengis Kan por parte de madre, (la confluencia perfecta, que orgulloso estaba este "Tigre") Babur tenía doce años cuando sucedió a su padre como soberano de Fergana (situado en Uzbekistán), uno de los muchos pequeños principados en conflicto regidos por los Timuridas. Establecido en Kabul en 1504, después de haber perdido Fergana en 1503, desde allí realizó repetidos intentos para recuperar Samarcanda, capital de sus antecesores Timuridas, que él había ocupado durante cortos espacios de tiempo en 1497 y 1501. Tras fracasar, eligió un objetivo más fácil, la India, donde el sultanato de Delhi se estaba derrumbando, dirigiendo su primera incursión en 1519. En un momento decisivo, año 1526 dirigió su quinta incursión a la India y venció al sultán Ibrahim Lodi en la batalla de Panipat. Aunque Lodi dirigía un ejército de 100.000 hombres y 100 elefantes contra los 21.000 hombres de Babur, las superiores tácticas de este último así como una mejor artillería hicieron que resultase victorioso.". Párrafo de la "Enciclopedia Encarta 2000". Y "Baber y sus sucesores se vanagloriaban de su ascendencia timurida: de hecho en los anales de la corte, la dinastía mogola fue designada como la "Casa de Timur" en honor del gran caudillo." Palabras inspiradas del libro "La India de los reyes mongoles"; textos de S. Stocchi.

07-09-02.De: Timur. Grandes Caudillos 6. Mensaje del 15-04-02 "...800 pueblos saqueados, extensas zonas devastadas, santuarios profanados, 2/3 de galos muertos y esclavizados,..." de "César, el dictador" artículo de José Manuel Roldán Hervás publicado en "La aventura de la Historia" nº 21. Centrado, claro está en el período dictatorial de César. "...el título de Augusto ("consagrado" o "santo"), que más tarde se convirtió en sinónimo de "emperador",  "Enciclopedia Encarta 2000" y "Le faltaba una visión unitaria; por otra parte su testamento y sus instrucciones para el gobierno del imperio no fueron respetadas." El mundo de Gengis Khan. Textos de L. Vacchi

07-09-02.De: Timur. Grandes Caudillos 7. Mensajes del 27-05-02: "sometió fácilmente el emirato con un rápido avance y persecución del emir (1392), (y quería perseguirlo el gran Timur Lang, pero le disuadieron de perseguirlo porque contaba ya 57 años y era agosto, en plena canícula) y residió un tiempo en Bagdad, siendo indulgente para los bagdadies no destruyendo la ciudad, y permitiendo que sus soldados saqueasen los alrededores, no la ciudad en sí, a cambio de tributos, pero a los habitantes el tiempo que se tomó el transoxiano o el jagatay, como te guste Acosta, en la urbe fue un castigo. Esto debió de disuadirlos y no pifiarla después, como pasó. Un par de años después (1394) la ciudad fue reconquistada por el fugitivo emir. Tamerlán que estaba ocupado en multitud de campañas decidió saldar cuentas pendientes en 1401. Reclamó los tributos debidos, pero los bagdadíes se negaron y Tamerlán insultado hasta lo indecible porque ya le habían expulsado las tropas hace nueve años, y además se negaban a tributar.   En pleno verano, mandó tomar Bagdad, sitiada durante cuarenta días, bajo un calor espantoso." y "Y en el 9 de julio, la ciudad fue tomada, saqueada y arrasada y sus habitantes sistemáticamente decapitados."; párrafos inspirados de un artículo llamado "Bagdad, pasada a cuchillo" de Soha Abboud-Haggar, sito en el nº 35 de la revista "La aventura de la historia" habla de la historia medieval (que es cuando nació) de la gloriosa Bagdad hasta su toma (vaya toma...) por Tamerlán. También una breve descripción de sus campañas contra el emirato de los jayalaries y otras potencias. La referencia metereológica: "[En el Irak central los veranos son largos y calurosos, y los inviernos cortos y frescos; mientras que en enero, la temperatura de la capital, Bagdad, que llega a alcanzar un promedio de 9,4 ºC, durante julio y agosto es de 33,3 ºC y se han alcanzado temperaturas de hasta 50,6 ºC. En la región meridional, la antigua Sumer, se han dado algunas de las temperaturas más altas del mundo y la humedad es insoportable." De la "Enciclopedia Encarta 2000". ¡Qué calor!

07-09-02.De: Timur. Grandes Caudillos 8. "Cambiando al asunto de César te diré que entre el trienio que va desde el 58 a C al 56 a C, César batió a los celtas helvéticos, a lo suevos germanos de Ariovisto, y de nuevo a otras tribus célticas y germanas situación favorable al romano que se estabilizó en torno al año 55 a C. Pero la pesada mano romana, las incautaciones y exigencias y la característica insolencia de Roma provocaron frecuentes insurrecciones a posteriori, a las que César reaccionó con la aplicación del puro y simple terror. Para rematar la estupidez, el ejemplar castigo de uno de los dirigentes senones: Acón, capturado por César y (intencionadamente para servir de ejemplo) ejecutado según la costumbre romana, (fue atado a un poste y azotado con varas y luego decapitado), consiguió arrinconar los particularismos galos y provocar la revuelta más sangrienta de las Galias y la ascensión de Vercingetórix." El presente párrafo es de José Manuel Roldán Hervás, (no literalmente) incluido en el artículo "Vercingétorix, el héroe galo" del nº 30 de "La aventura de la Historia". Medianamente buen estratega el galo, pero muy mal táctico. En mi opinión debía haber seguido tácticas guerrilleras en exclusiva. O bien acortar las lanzas y emplearlas cuerpo a cuerpo. Táctica aplicada por el famoso jefe zulú Chaka, de resultados devastadores. Sin lugar a dudas la mejor arma será siempre la lanza (y sus variantes), quitando el arco compuesto, claro.

07-09-02.De: Timur. Grandes Caudillos 9. Para acabar: "...lo cometió con su programa de estabilización: "crear tranquilidad para Italia, paz en las provincias y seguridad en el Imperio". Para conseguir la paz y la reconciliación interior, tras las desgracias de la guerra civil, César fue moderado. Sus medidas sociales se podían clasificar como conservadoras y trataron de garantizar la posición socioeconómica de los estratos acomodados, aunque ofreció a las demás algunos beneficios, a cambio de renuncias y sacrificios."; y "No fue bien comprendida su política por enemigos y partidarios que llevaría a César al aislamiento, ya que los mencionados creían que esta política conciliadora era auténtica y que el fin, era restaurar las instituciones republicanas, a las que César aprovechó para ser un auténtico dictador (o un tirano griego, que no es lo mismo que un tirano tirano, a secas), pero que provocó tanto alejamiento como incomprensión de buena parte de la sociedad romana, que exigía o nuevas instituciones o la restauración de las antiguas. Por su parte la nobleza, republicana de siempre, aceptó en apariencia el poder de César. Pero como el poder de César había sido conseguido de forma bien ilegal (de la que siempre y constantemente fue acusado) el dictador, decidió retrasar la definición de su gobierno y de sus relaciones con la República hasta regresar de la famosa y truncada expedición militar contra Partia." ; no al pie de la letra, pero pertenecen al ya citado "César, el dictador" de José Manuel Roldán Hervás,  "La aventura de la Historia" nº 21. Las frases de Kyz Sup^ukga: "La unión hace la fuerza". Y de "Obras son amores y no buenas razones" de "Enciclopedia Encarta 2000" (sito en el debate Púnico), concretamente de la sección "Lenguas del mundo" ideal para informarse y comparar los diferentes idiomas del planeta. Recomendado por un servidor al 500%. Nada más por el momento, puede que se me escapara algo, pero creo yo que están hechas las pertinentes aclaraciones. Un saludo. POSDATA: Me gustaría que se hablara un poco del Marco Antonio pre-triunviro, o sea antes de que muriera César. Una curiosidad mía, nada más.

15-09-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Timur. Parte I. Gracias, Timur. Fíjate, las campañas en Europa, la hice por tratarse precisamente de la gesta del gran Alejandro menos aplaudida por los historiadores. Fue por esto que me animé a elaborar ese escrito. Como en su momento le comenté a José Ignacio, lo pensé varias veces antes de medirme al proyecto de escribir lo del Mediterráneo oriental. Europa es el comienzo de Alejandro, el boceto de la gran pintura que nos legó. Un gazapo relativo a esa época no hace el mismo daño que hablar de la caída del imperio persa, por ejemplo. Que una cosa es hablar de su reconquista de Tracia, y otra muy distinta es meterse con la cúspide de su obra, tanto militar como política. Por esto me animé a lo de Europa. Fueron las palabras de los foristas a quienes les dediqué el trabajo del Mediterráneo lo que me animó a escribir ese artículo. En lo referente a tu propuesta, la encuentro muy enriquecedora. Pero hay dos razones que me impiden acogerla inmediatamente: la primera, es que -como ya lo anotó Mary Renault- hablar del “primer Alejandro”, tal y como lo mencionas, es tratar los hechos menos documentados por las fuentes clásicas. La fuente de Alejandro más confiable (Arriano) comienza con su reinado, es decir desde los veinte años de mi héroe. Antes de esa época, Quinto Curcio hace ciertas menciones, y lo mismo va para Plutarco, pero -hasta donde sé- dejan muchas lagunas. En cuanto al resto de historiadores, como Diodoro Sículo, durante los primeros años de Alejandro registran más el reinado de Filipo, que la fulgurante carrera militar del Magno, desde que comenzó como escudero real, hasta que se convirtió en la mano derecha de su padre, junto con Parmenión.  La otra razón, es que actualmente ya estoy trabajando en los últimos años del macedonio, desde que salió de Egipto, y mi objetivo es llegar con el Magno hasta la India en el mismo artículo. Como habrás notado, estoy imitando la trilogía de Valerio Massimo Manfredi en cuanto a la narración de épocas se refiere. Ya veremos. El gazapo está muy, pero muy crudo. No sabía qué iba a hacer en cuanto terminara este artículo, pero tu propuesta me parece muy sensata.

15-09-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Timur. Parte II. Aunque también me gustaría hablar del sistema táctico de Alejandro. En todo caso, gracias a ti ya tengo tarea para el primer semestre del año entrante. Te agradezco la propuesta. Creo que dejaré el tema más indocumentado para el final. Pero si los dioses, que no existen, en su inmensa misericordia, que no poseen, me permiten terminar los panfletos proyectados, pues me dedicaré a elaborar “Las Mocedades de Alejandro”. Ciertamente que Alejandro se estrenó victoriosamente como general a los 16 años, y sin la ayuda de Parmenión, quien por esa época estaba sufriendo la hiel de la derrota ante los muros de Bizancio, junto con Filipo, por demás. Bien vale la pena recordar aquella maravillosa gesta. Gran idea, estepario adorador de Baal. Te cuento que tu compatriota Sátrapa1, muy gentilmente está compartiendo conmigo algunos textos clásicos que mencionan al Magno. Le debo a este Bárcida una buena ánfora del caldito de Samos, y espero vivir lo suficiente para pagarle el favor. Saludos.

18-09-02.De: Timur. Respuesta a Joaquin Acosta. Excelente, espero que hagas un buena labor, de todas maneras el futuro trabajo debería tratar de toda la vida de Alejandro, desde prácticamente incluso desde antes de su gestación (exagerando un poco) hasta su ascenso al trono. Es exactamente el trabajo que yo te propongo. ¿Original, no?

22-09-02.De: Timur. Saludos. Una vez hice referencia a Taizu en este mismo debate. Y también dije al forista Joaquín Acosta que a lo mejor le relataba su historia (y la de Fan Ruoshui). Digamos que esto va dedicado en parte a él. La verdad es que me embobé demasiado con Tamerlán y no me acordé de la talla histórica del emperador chino (digo que en 4.000 años de historia china algo habrá por ahí, supongo). Me aventuraría demasiado si dijese que una reencarnación de César, ya que reúne un sinfín de cualidades. Voy a exponeros a un gran estratega, guerrero, inventor (si, si), estadista, político, escritor, maestro... tremendamente ignorado por la historia (o por lo menos por la historia eurocentrista). Espero que una vez expuestos estos mensajes (12, así que no se alarmen), la gente lo vote y lo incluya en la lista de generales (o por lo menos en la bolsa de candidatos) y busque más información sobre él, de la poca que hay claro. Quisiera también decir que mis datos no son del todo exactos y precisos (sobre todo a la hora de describir con detalle las campañas militares de Taizu) y que puede haber errores de orden (por decir un ejemplo) ya que la mayoría de la información de que se puede disponer de este emperador se encuentra en inglés. Como los mensajes siguientes van a tratar bastante de armamento, ejércitos y está en una época medieval (la alta) lo encuadro en este debate. Háganme caso, los mensajes son muchos, pero variopintos, originales y eso sí ¡lo nunca visto! Léanlos al detalle. No se arrepentirán.

07-10-02.De: Francisco José C. C. Un saludo a todos los foristas. Enhorabuena a todos y en especial a J. Ignacio Lago por este magnífico portal al que estoy completamente enganchado desde que lo encontré casi por casualidad. Echo de menos en este debate a los grandes caudillos históricos españoles como Hernán Cortés, Francisco Pizarro, el Gran Capitán, Alvaro de Bazán, etc... y particularmente a Rodrigo Díaz de Vivar. Me agradaría mucho que se tratasen estos personajes y las condiciones históricas que les tocó vivir con este estilo tan directo, ameno y comprensible que caracteriza todo el trabajo de "Las legiones de Julio César",incluso me gustaría un trabajo monográfico amplio sobre el Cid Campeador y, por supuesto la opinión de los foristas sobre ellos. Mi más sincero deseo de ánimo a todos a proseguir sin desfallecimiento.

21-10-02.De: Jitvs Magnvs. Yo quisiera proponer un nuevo debate sobre un personaje que me parece de lo más interesante: Sertorio. Ya de entrada, alguien que fue capaz de mantener en jaque a los ejércitos de Roma durante 10 años me parece digno de la máxima admiración, al menos en el plano bélico. Además, si no me equivoco, fue el primer líder
político/ militar con aspiraciones pan-ibéricas, lo que junto con su rechazo a la política romana del momento, le confiere un tinte de lo más novelesco. Creo que con estos 3 apuntes (capacidad militar, visión hispanista y rebeldía contra el régimen tardo republicano), dejo convenientemente lanzada la "cuestión sertoriana". Un saludo a todo el foro.

04-11-02.De: Pantócrator. Respuesta a Joaquín Acosta. Mis más entusiasmados saludos al faro del Foro, ahora coautor de la mejor web sobre Alejandro Magno escrita en español, una web que a diferencia de las demás no se limita a transcribir textos de una u otra fuente o a narrar hechos tan narrados una y otra vez que ya son fuentes en sí mismos. Para mi modesto parecer esta web fruto de la maravillosa colaboración Acosta-Lago es la mejor de todas las referidas a Alejandro Magno, sólo hecho de menos una bibliografía específica. Un abrazo a ambos autores.

04-11-02.De: Patricia A.L. Respuesta a Joaquín Acosta. Mi admirado Joaquín, permíteme expresarte mi gratitud por tu trabajo sobre Alejandro, es el más digno colofón a un especial que ha adquirido gracias a ti personalidad propia, por ello te ruego que escribas junto con Lacus una introducción acorde a su nueva dimensión. Miles de besos, mi bravo macedonio. Eres el mejor.

04-11-02.De: José I. Lago. Respuesta a pantócrator y a Patricia A.L. Vistas las peticiones del siempre malvado Pantócrator y de mi Patri, siempre arteramente encaminadas a hacerme trabajar aún más, les hago saber que si Joaquín no tiene inconveniente escribiremos esa introducción y publicaremos una bibliografía. Son dos buenas ideas que agradezco.

12-11-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Patricia  A.L. Pantócrator y J. I. Lago. Pues ni hablar. Los deseos de la refinada beldad macedonia son órdenes para este auxiliar, así como las acertadas sugerencias del temible Pantócrator. Como cierto cesarista se le midió a las acertadas sugerencias, pues lo menos que puedo hacer yo, que no estoy esclavizado por el moderador, es acceder a las valiosas indicaciones de estos grandes amigos. Amigo y maestro José Ignacio, con el mayor gusto me comprometo colaborarte en la elaboración de la introducción, y la publicación de mi breve bibliografía, eso sí, pidiendo tu ayuda en esta nueva campaña. Yo también agradezco las buenas sugerencias y el incondicional apoyo. Y el inmerecido título de coautor, pues es injusto que se me ponga a la misma altura del hombre que ha logrado mediante una clara y apasionante exposición, una profunda aproximación a una de las figuras más relevantes de la historia. Un abrazo, y gracias.

13-12-02.De: jcl. considerar la batalla de zama como un agrabante al indiscutible genio de anibal ,no hace justicia al barca,pues pocos estudiosos del tema(no todos)han tenido en cuenta un factor que para mi fue decisivo.desde que la elite de anibal cruzara los alpes hasta zama habian transcurrido 16 años y desde la ultima gran batalla que fue cannas aproximadamente 14,teniendo en cuenta la renovacion que tuvo su ejercito(nula) y el promedio de vida de la epoca nos encontramos ante un ejercito de aguerridos ancianos,y no solo eso sino que las nuevas levas llevadas acabo en africa o no estaban entenadas o en su mayor parte no habian combatido nunca ,solo los 80 elefantes se pueden considerar un verdadero refuerzo,pese a que nunca fueron decisivos en italia.su rival ademas de ser el mejor rival que habia tenido en frente mandaba un ejercito joven y curtido en las campañas de hispania con la caballeria numida de su lado.ante este panorama y debido a las continuas peticiones del gobierno de cartago  se vio obligado a trabar batalla,y digo obligado porque en la reunion anterior a la batalla que sostuvo con escipion los historiadores creen que trato de aprovechar su fama de invencible para concentrar un tratado de paz.

21-12-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Lucio Gémino y Kenubaal. Parte I. Bien, espero que hayan aceptado la invitación del foro de las púnicas. En relación con los enemigos a los que se enfrentó Alejandro: pensar que el ejército persa en la época del Magno era exactamente igual que el derrotado en Maratón, es como considerar que las legiones de Escipión el Africano eran exactamente iguales a las de César. Desde las guerras médicas, los persas incorporaron mercenarios griegos en su infantería, tanto peltastas (Infantería Ligera) como hoplitas (I. Pesada) desde soldados rasos hasta generales. Antes del desembarco de Alejandro en Asia, un general griego al servicio de los persas (Memnón de Rodas) derrotó a Parmenión y su ejército macedonio. La marina macedónica no era rival para la flota imperial persa, por esto Alejandro jamás se atrevió a entablar batalla naval. Para los persas igualmente combatían (entre otros) mercenarios egipcios, hebreos, árabes (que no musulmanes) o asirios, formidables guerreros magníficamente equipados. Pero lo mejor del ejército imperial persa era la caballería, tanto pesada como ligera. Y Alejandro la derrotó en su propio terreno, a pesar de la desventaja en cantidad y calidad de jinetes. Por razones de espacio no hablaré sobre la fuerza de élite del ejército persa, los legendarios Inmortales, temibles guerreros adiestrados desde su más tierna infancia. Sólo diré que poseían la famosa Nake-Nake, probablemente el mejor sable de la época. Así mismo, los famosos corceles nisayanos eran los mejores caballos del mundo, una raza criada por los persas desde tiempos remotos. Aún en la época de César, eran las mejores monturas, tal y como lo relata la propia McCullough. En Issos, la caballería de Nabarzanes no sólo detuvo sino que hasta rechazó a los jinetes de Tesalia, comandados por el mismísimo Parmenión. Los caballeros de Tesalia eran los mejores jinetes de Grecia. Fueron los que dieron origen a la leyenda de los centauros. Fue el propio Alejandro quien salvó a la caballería griega en Issos. En Gaugamela, Mazaios derrotó claramente a Parmenión y sus formidables jinetes, creando una brecha inmensa en el ejército macedónico. Sólo la genial medida de ubicar una falange de apoyo fue lo que impidió la victoria persa. Antes de tomar Persépolis, el ejército de Alejandro fue inicialmente rechazado por las fuerzas de un gobernador persa en un desfiladero.

21-12-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Lucio Gémino y Kenubaal. Parte II. Sólo una maniobra de tenaza encabezada por el Magno, superando un terreno escarpadísimo e inundado de nieve, fue lo que salvó la situación. Alejandro ha sido el único general europeo que ha vencido a un ejército defensor en el territorio que hoy llamamos Afganistán. El macedonio venció en donde ejércitos dotados con fuerza aérea y una superior tecnología han fracasado. Se admira a Aníbal por el cruce de los Alpes. Alejandro venció al temible Hindu-Kush, el cual alcanza los 7.600 metros de altura y sin sufrir pérdidas prácticamente. Como ya me he excedido con creces de las 20 líneas, sólo mencionaré que Alejandro ha sido el único general que derrotó a los jinetes arqueros escitas, y obviamente sin contar con cañones, hazaña que por sí sola justifica con creces la admiración que el propio Aníbal sentía por el macedonio, pues le consideraba el mejor general de toda la historia. Las legiones romanas son uno de los mejores ejércitos sin armas de fuego que han existido en la historia. Pero la historia misma ha enseñado que de nada sirve un ejército sin un general que sepa pensar. Las “invencibles” legiones romanas fueron derrotadas en Asia: Craso, Gordiano, Filipo el Árabe, Valeriano o Juliano el Apóstata aprendieron mediante la más dura de las lecciones que los asiáticos no son ningunos minusválidos bélicos, y que no basta con estar al mando de las legiones. Lo mismo va para César y los galos y germanos. Recordemos la derrota romana en Arausio a manos de los germanos, cuando menos tan terrible como la de Cannas. Yo preferiría enfrentarme a Sempronio, Flaminino o Varrón que a Pompeyo y Labieno. O Memnón de Rodas, Nabarzanes, Mazaios, Bessos o Espitámenes -quien aniquiló un ejército macedónico- en Asia.

21-12-02.De: Joaquín Acosta. Respuesta a Lucio Gémino y Kenubaal. Parte III. El ejército de Alejandro también era una torre de Babel, pues aparte de griegos y macedonios, igualmente militaban bárbaros (extranjeros) tracios, ilirios y asiáticos desde las primeras conquistas, pues el macedonio destacaba en cada país guarniciones de unos cuatro mil hombres cada una, que se compensaban mediante levas asiáticas, ya que los primeros refuerzos que llegaron desde Macedonia fueron posteriores a Gaugamela. Y la mayoría de los veteranos de Alejandro rondaban los SESENTA años (sí, sesenta) Más de un experto en historia militar considera que el ejército creado por Amílcar y heredado por Aníbal superó con creces el organizado por Filipo, el padre de Alejandro. Los iberos fueron mucho más disciplinados que los susceptibles y levantiscos macedonios o romanos. Aníbal es un gigante, pero el mito de que Alejandro, Escipión y César vencieron porque lo tenían fácil es sólo eso, un mito alimentado por los herederos de los enemigos políticos de estos titanes de la historia. Si tienen el valor de leer mis gazapos publicados en la web de J. I. Lago dedicada al macedonio, podrán constatar que la conquista de Asia superó más de un revés y dificultad (como es el caso de la estrategia de tierra quemada adelantada contra Alejandro, o un eclipse que aterrorizó a los macedonios poco antes de Gaugamela, por ejemplo) Saludos.

21-12-02.De: Timur. Respuesta a Francisco José C. C. Un caudillo invicto: el Cid. Parte I. No es que los caudillos que mencionas sean mis preferidos pero aquí dejo unas notas interesantes sobre el Cid. : “La sensibilidad femenina de el Cid”: “Sin el lenguaje musulmán, ni el Cid sería el Cid ni habría existitdo la famosa espada Tizona. ¿Que ésta perteneció a Rodrigo Díaz de Vivar? Cierto pero el famoso héroe no fue su primer propietario, sino que la recogió cuando el califa Yusuf huyó en las playas levantinas abandonando todas sus pertenencias. Eso sí, el Cid (nombre que debe a los musulmanes, que se referían a él como Cidi, <<señor al que se le debe respeto y admiración>>) tiene el copyright del término Tizona. Rodrigo Díaz de Vivar no sólo incrementó su leyenda de <<buen hombre>> en el campo de batalla, sino también entre sus hombres. Un detalle lo ilustra a la perfección: cuando sus soldados estaban rodeados por los musulmanes y el sentido común dictaba la urgente retirada, Rodrigo supo que la mujer de uno de los cocineros acababa de dar a la luz en el campamento. <<¿Cuánto tiempo convalece en cama en Castilla una dama recién parida?>>, preguntó entonces. A la respuesta de <<varias semanas>>, él apostilló: <<Pues otras tantas permanecerán nuestras tiendas aquí hasta que esta mujer se restablezca>>. Con gestos así se entiende que hasta sus contemporáneos mitificaran a su señor, hasta decir incluso que ganó una batalla después de muerto. Su leyenda es grande, pero no divina.” Texto de Toni Silva, artículo titulado <<¿Es usted el enemigo?>>, incluido en el periódico La Voz de Galicia del 20-05-2001.

21-12-02.De: Timur. Respuesta a Francisco José C. C. Un caudillo invicto: el Cid. Parte II. Por otra parte te recomiendo, si aún no la tienes, la revista número 5 de “La aventura de la historia”  que trae en su sección “Dossier: El Cid, el hombre y la leyenda”  tres interesantes artículos: -“La espada de Castilla” por José-Luis Martín, un resumen general sobre la carrera de el Cid; -“El señor de los moros” por Paulina López Pita, sobre su papel de mercenario al servicio del reino taifa de Zaragoza (1081-1086), como señor de Valencia (1094-1099), y otras cosas más; -“El fulgor del héroe” por Nicasio Salvador Miguel, que trata de el Cid literario. Y SI alguna vez fuiste al Museo del Ejército de Madrid (yo fui hace mucho, mucho tiempo, muuucho), en una sala, la de la Infantería, observarás en todo su esplendor la famosa Tizona. A propósito ¿cómo se llamaba la segunda espada del dueño de Babieca?

21-12-02.De: Timur. Toque de atención a Acosta sobre una anécdota alejandrina. El encuentro entre Sandracottus (¿Chandragupta Maurya?) y Alejandro III de Macedonia. Quisiera saber si es verdad que Alejandro, después de que se le amotinara el ejército (por hastío de tanta marcha asiática y numerosas guerras contra los pueblos indios, sobre todo después de la toma de la capital de los Cateos en el 326 a de C, Sangala), se encontró con un mozo que tanto Justino y Plutarco hacen referencia en ese momento. A esta persona, Sandracottus, se le consideró que era, posteriormente, Chandragupta, el primer emperador de la dinastía Maurya. Según dicen parece que Sandracottus intentó que Alejandro siguiera hacia el este para invadir el Imperio de los Nanda, (imperio sito en el norte y centro de la India actual y toda Bangladesh) culpables de su exilio en el actual Pakistan. Pero a Alejandro no le hizo gracia semejante sujeto y Sandracottus, según mis fuentes por ser arrogante, (también Alejandro lo era a veces) y se escapó por los pelos de su ira, mortal claro. Este Sandracottus, fundo lo que sería el primer imperio indio que abarcara la mayor parte del subcontinente, hasta la época de los grandes Mogoles (1526-1858). Y enhorabuena por tus nuevos trabajos...y por el futuro, ya sabes...

21-12-02.De: Timur. Sobre Sertorio, y su papel en la lista de votaciones a los generales de la edad antigua y de paso: Respuesta a Jitvs Magnvs. Yo no entiendo porque se dá tanta importancia a este militar, y no estoy de acuerdo en ponerlo (en estos momentos a 04 de diciembre de 2002, según la Lista) y aún ponerlo siquiera en la lista, y encima en 6º lugar , ¡por encima de Epaminondas y de Filipo II de Macedonia!, me parece cuando menos incomprensible, a no ser de que no es muy cercano geográficamente. Los dos griegos anteriormente mencionados revolucionaron el ejército y la historia decisivamente para la humanidad (aunque hay que pensar mucho en el caso de Epaminondas). Yo creo que hay generales de sobra en la antigüedad, no hay que darle muchas más vueltas al asunto, tenemos a los diádocos: Seleuco, Ptolomeo y sus respectivas familias, que sorprendentemente no interesa a nadie. Tenemos a Sargon y a Arsubanipal de Asiria, proporcionalmente mucho más importantes que Sertorio, coñ...(¡PI!), muchísimo más importantes que un rebelde romano que aguantó lo suyo en Hispania, que no cambio la historia para nada. Para nada, es que es para nada. Por lo menos si estuviese Amílcar Barca con Aníbal, al igual que está Filipo II con Alejandro Magno...Lo que he dicho es lo que pienso, nada más y nada menos, desde que lo viera en el 2001, ¡qué sorpresa llevé! Salve! Magnus.

21-12-02.De: Timur. Sobre Carlos XII de Suecia. En mi opinión el Anibal que PODIA haber conseguido sus objetivos si no se pasase de listo. Luchó al mismo tiempo contra el Imperio Danés, el Imperio Polaco, el Imperio Ruso y el Ducado de Sajonia. Quisiera mostrar mi extrañeza por no aparecer en ningún sitio de las votaciones el gran rey Sueco, el genio de Narva (1700), ciudad fronteriza con Rusia en el país de Estonia, en la que unos 8.000 hombres extenuados por una fatigosa marcha derrotaron a más de 40.000 rusos. Pero al igual que Napoleón y Hitler,  Carlos XII, le derrotó más el General Invierno que los rusos (Sólo Batú y Subotai, utilizando los ríos congelados como calzadas lo consiguieron, aunque la invasión fue por el este de Rusia), de ahí vino el desastre de Poltava, (1709), aunque gracias a los turcos, le devolvió la pelota contudentemente en el Prut (1711).

21-12-02.De: José I. Lago. Me apunto al elogio de El Cid que ha hecho Timur. El Cid Campeador, uno de los más grandes caudillos cristianos medievales, extraordinario guerrero con una cabeza muy bien dotada para la táctica pero aún más para la estrategia. Evitó la carnicería que venía a provocar Ben Yusuf con su jauría de asesinos fanatizados uniendo a musulmanes moderados y cristianos bajo una misma bandera. En otras circunstancias probablemente Don Rodrigo Díaz de Vivar (1.043-1.099) hubiera sido el creador de la primera monarquía verdaderamente española con que años después soñara Jaime I el Conquistador, rey de Aragón y que sólo pudieron llevar a buen puerto los Reyes Católicos. De cualquier manera, El Cid es un personaje de una importancia capital en la historia de España, ya que su victoria ante Ben Yusuf cambió nuestra historia. La primera espada documentada hacia el año 1.070 es la "Colada", que perdió en combate, la segunda y más famosa es la legendaria "Tizona" que se conserva actualmente en el Museo del Ejército de Madrid, y que según las crónicas arrebató al Malik Bujari. La Tizona es una espada de una calidad excepcional, a decir de los estudios técnicos realizados sobre ella. Un modelo único de extraordinaria belleza. Yo poseo una reproducción de esta espada en hierro (no en el actual acero inoxidable con el que se obliga a fabricar las réplicas) en mi colección particular y debo decir que es una pieza asombrosa tanto por su diseño como por sus proporciones. No es de extrañar que en el Museo del Ejército uno se encuentre con gente que viene a Madrid desde el mismísimo Japón para verla. Los indeseables de siempre, esos que ensucian las naciones con su diarrea política del oportunismo, esos que al amparo del dinero fácil niegan sus raíces y su cultura, esos que niegan hasta el nombre de su patria, negaron la autenticidad de la pieza que debió pasar un arduo examen científico que demostró en 1998 que sin lugar a dudas aquella fue la espada de El Cid. Muchos avatares tuvo que soportar esta reliquia hasta descansar a buen recaudo a la vista de todos en un museo. Y aún está por dirimir la propiedad de la espada que se disputan dos familias, aunque ya nunca más volverá a estar encerrada, siempre se guardará en museo para gozo de todos los que la veneramos como una reliquia preciosa de nuestra historia.

Estás en la página 3  de este debate
Ir a las páginas  2   3   4
 

 

ÍNDICE

Foro de Debate